El sarro dental, una de las principales causas de las caries y enfermedades dentales